miércoles, 13 de junio de 2012

MEDITACIÓN PARA PENSAMIENTOS NO DESEADOS


POSTURA:
Siéntate en postura fácil o en una silla, con la espalda recta.

MUDRA:
Coloca la mano derecha sobre la mano izquierda, de manera que al verlas de frente, veas la palma de tu mano derecha. Sitúa el mudra a la altura del chakra del corazón.
                                                            
CONCENTRACIÓN:
Mira tus manos.

RESPIRACIÓN:
Inspira profundamente por la nariz y espira por la boca, soplando el aire, de manera prolongada, hacia las manos en forma de cuenco.
Medita sobre un pensamiento que desees eliminar y expúlsalo con cada espiración hacia tus manos.
Puedes eliminar un solo pensamiento con cada espiración, o uno distinto cada vez, si tu mente está llena de pensamientos negativos.

TIEMPO: 11 minutos.

FINAL: Inspira, retén el aire unos segundos y espira. Sin deshacer la postura, cierra los ojos y lleva toda tu atención a la columna. Lentamente, lleva la concentración a la base de la columna, justo a la altura del coxis, y desde ahí, empieza a sentir cada una de tus vértebras hasta sentir toda la columna como si fuera una caña de bambú, bien recta. Cuanto más sientas  la columna desde arriba hasta la base, el flujo de energía activará más tu meditación.
Medita durante 1 minuto en tu columna.

COMENTARIO:
Esta meditación sirve para cambiar un área particular del cerebro, donde se asienta el conflicto de la personalidad. Esta zona se localiza a un tercio de distancia hacia arriba desde la base del cráneo.