viernes, 20 de septiembre de 2013

Serie básica para la energía espinal

1) Siéntate en postura fácil, cógete de los tobillos con las dos manos e inhala profundamente flexionando la columna hacia delante. Exhala y flexiona hacia atrás. Repite este movimiento 108 veces y después descansa un minuto. Beneficio: Este ejercicio estimula y estira la parte baja de la espalda.





2) Flexiones de Columna sentado en los Talones.Pon las palmas de las manos sobre los muslos. Inhala y flexiona la columna hacia delante. Exhala y flexiona la columna hacia atrás. Repite 108 veces. Descansa 2 minutos.
Beneficios: Este ejercicio es para la parte mediana de la columna y el chakra del corazón.



3) Giros Laterales.En postura fácil, toma los hombros con el pulgar hacia atrás y los dedos hacia adelante. Inhala y gira hacia la izquierda, exhala y gira hacia la derecha. La respiración es larga y profunda. Repite 26 veces e inhala mirando hacia el frente. Descansa 1 minuto. 
Beneficios: Este ejercicio abre el centro del corazón y estimula la parte superior de la columna.



4) Elevaciones con agarre de oso.
Entrelaza los dedos en laCerradura del Oso en el centro del corazón. Inhala y sube el codo izquierdo, bajando el codo derecho. Exhala y baja el codo izquierdo, subiendo el codo derecho. La respiración es larga y profunda. Continúa 26 veces. Inhala, exhala y tira de la cerradura. Inhala y relájate 30 segundos.



5) Flexiones con brazos extendidos.
En postura fácil, toma las rodillas y, manteniendo los codos sin doblarse, comienza a flexionar la parte superior de la columna. Inhala hacia delante, exhala hacia atrás. Repite 108 veces y relájate 1 minuto.



6) Elevaciones de hombros.
Sube los hombros al inhalar, bájalos al exhalar. Continúa por 2 minutos. Inhala y mantén 15 segundos con los hombros presionados hacia arriba. Exhala y relaja.
Beneficios: Este ejercicio disminuye la tensión en los hombros y relaja la parte superior de la espalda.




7) Giros de Cuello.Gira el cuello lentamente hacia la derecha 5 veces moviendo la cabeza en círculos. Luego gira hacia la izquierda 5 veces. Inhala y endereza la cabeza, exhala y relaja.
Beneficios: Este ejercicio alivia la tensión del cuello y estimula la glándula tiroides.



8) En Postura Fácil.
Cierra los dedos en cerradura de oso al nivel de la garganta. Levanta las manos arriba de la cabeza. Inhala y aplica Mul Bhanda. Exhala y aplica Mul Bhand. Inhala, baja las manos al nivel de la garganta y aplica Mul Bhanda, exhala y aplica Mul Bhanda. Repite este ciclo un total de 3 veces.



9) Sat Kriya: 
Siéntate sobre los talones con los brazos extendidos arriba de la cabeza. Entrelaza todos los dedos excepto los dedos índices que apuntan hacia arriba. Di "Sat" y contrae el punto del ombligo. Di "Nam" y relájalo. Continúa por lo menos 3 minutos. Al final inhala y aplica Mul Bhand, elevando la energía desde la base de la columna hasta el tope del cráneo. Exhala y relájate.




10) Relejacion.
Relájate profundamente boca arriba, las manos a los lados, con las palmas hacia arriba. Simplemente presta atención a las sensaciones de tu cuerpo y disfruta de los sentimientos.



Beneficios:
La edad se mide por la flexibilidad de la columna; para conservarse joven hay que conservarse flexible.
Esta serie trabaja sistemáticamente desde la base hasta el tope de la columna. Todas las 26 vértebras son estimuladas y todos los chakras reciben una carga de energía.

Esto hace que ésta sea una buena serie para practicar antes de meditar.
En una clase para principiantes, cada ejercicio en donde se indican 108 repeticiones puede ser repetido 26 veces. Los períodos de descanso pueden ser extendidos de 1 a 2 minutos.

Mucha gente reporta mayor claridad y agilidad mental después de la práctica regular de esta serie. El factor que contribuye a esto es el incremento en la circulación del líquido espinal, del cual depende, en gran medida, el tener buena memoria.

Un estudio hecho por Neil Goodman, Ph. D. En diciembre de 1973, en la Universidad de California en Davis, mostró que el ejercicio de flexionar la espina creó grandes cambios en la actividad de EEG durante y después del ejercicio. El ejercicio tiene un patrón de reacción en múltiples niveles, que altera grandemente las proporciones y las fuerzas de las ondas alpha, theta y delta.